‘Duendes’ en la atmósfera superior de Júpiter

La misión Juno detectó eventos transitorios en la atmósfera superior de Júpiter, a los que la agencia espacial se refiere como ‘duendes’ (‘sprites’).

También podemos llamarlos ‘eventos luminosos transitorios’, o TLE en el entorno aeroespacial rico en acrónimos, y vienen en varias formas. Incluyen ‘elfos’ (Emisión de luz y perturbaciones de muy baja frecuencia debido a fuentes de pulso electromagnético) y halos de ‘sprites’. Los datos provienen del instrumento espectrógrafo ultravioleta (UVS) de Juno, que detectó en 2019 la estrecha franja de ultravioleta en cuestión. UVS se utiliza principalmente para obtener imágenes de las auroras del norte y del sur de Júpiter. Rohini S. Giles (SwRI) es el autor principal del artículo que describe los destellos, que está en proceso en el Journal of Geophysical Research: Planets

“UVS fue diseñado para caracterizar las hermosas luces del norte y del sur de Júpiter. Pero descubrimos imágenes UVS que mostraban la aurora joviana y también un destello brillante de luz ultravioleta en la esquina donde se suponía que debía estar. Cuanto más lo investigó nuestro equipo, más nos dimos cuenta de que Juno pudo haber detectado un TLE en Júpiter «.

Esta ilustración muestra cómo podría verse un duende en la atmósfera de Júpiter. 
Los ‘duendes’, que llevan el nombre de un personaje travieso e ingenioso del folclore inglés, duran solo unos pocos milisegundos. Presentan una mancha de luz central con largos zarcillos de luz que se extienden hacia el suelo y hacia arriba. En la atmósfera superior de la Tierra, su interacción con el nitrógeno le da a los duendes un tono rojizo. En Júpiter, el predominio del hidrógeno en la atmósfera superior probablemente les daría un tono azul. 
Crédito: NASA / JPL-Caltech / SwRI.

¿Dónde tienen lugar los duendes?

Se encontraron once eventos brillantes de esta naturaleza en los datos de Juno; ocurren en una región donde los rayos de las tormentas son comunes. Pero están ubicados a unos 300 kilómetros por encima del área de nubes de agua donde se forman la mayoría de los rayos de Júpiter. Los espectros registrados por el UVS están dominados por las emisiones de hidrógeno. Como señala el documento, los tres tipos de TLE ocurren en la Tierra.

En respuesta a los rayos troposféricos. Esto está respaldado por imágenes de luz visible. Ellas muestran las características de las nubes típicas de las regiones de fuentes de rayos en las ubicaciones de varios de los destellos brillantes. Anteriormente, los TLE solo se habían observado en la Tierra, aunque el trabajo teórico y experimental ha predicho que también deberían estar presentes en Júpiter.

Con una segunda fuente de TLE fuera de nuestro planeta, tendremos una nueva herramienta para investigar la actividad eléctrica en atmósferas planetarias.

El polo sur de Júpiter se ve en esta imagen anotada, de datos del instrumento espectrógrafo ultravioleta (UVS) a bordo de la nave espacial Juno. Las bandas de color blanco brillante y azul cerca del polo sur son la aurora austral de Júpiter. Pero los investigadores también notaron un destello de luz brillante inusual muy lejos de la región auroral. Está resaltado aquí por el círculo amarillo alrededor de la posición de las 10 en punto (entre las líneas longitudinales 270 y 240). Los científicos de Juno creen que podría ser una indicación de un destello de luz brillante, impredecible y extremadamente breve, conocido como un evento luminoso transitorio. Fue desencadenado por descargas de rayos de tormentas eléctricas muy por debajo. Los datos de esta imagen UVS se adquirieron el 10 de abril de 2020.

Crédito: NASA / JPL-Caltech / SwRI.

El paper

El artículo es de Giles et al., «Posibles eventos luminosos transitorios observados en la atmósfera superior de Júpiter», aceptado en el «Journal of Geophysical Research: Planets» el 27 de Octubre de 2020 ( resumen ).

Fuente: Centaury Dreams.

Artículo original: » Sprites’ in Jupiter’s Upper Atmosphere«. Paul Gilster. October 28, 2020.

Material relacionado

Duendes en la atmósfera terrestre

Los duendes rojos, destellos de corta duración causados ​​por relámpagos intensos, rara vez se capturan con la cámara. Fotografiado desde la Estación Espacial Internacional, con una cámara digital.
Crédito: NASA Earth Observatory.

Alguna vez fueron tan esquivos que los científicos les dieron un nombre místico. Los “duendes rojos” son destellos rojos de corta duración que ocurren a unos 80 kilómetros (50 millas) en la atmósfera. Con zarcillos largos y verticales como una medusa, estas descargas eléctricas pueden extenderse de 20 a 30 kilómetros hacia la atmósfera. Están conectadas a tormentas eléctricas y rayos, según lo presenta el siguiente artículo.

Rayos y Fenómenos luminosos transitorios en la atmósfera terrestre

Una ilustración de diferentes tipos de eventos luminosos transitorios (TLE).
Crédito: NOAA.

Una concisa descripción de los eventos luminosos transitorios se encuentra en la publicación a continuación.

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.